ARRECIFE



Los amigos de Vegetal, una nueva agencia de diseño y marketing social, me invitaron a participar de su proyecto en Tumbes. La idea es capacitar a 200 mujeres de diferentes poblados del litoral con un taller creativo y el aprendizaje de técnicas en joyería.
Me pidieron desarrollar un prototipo de joya con un costo de materiales muy bajo, pero que pueda encajar en una pasarela y acompañar a las más modernas tenidas. Entonces, considerando el entorno marino de las zonas y usando una técnica muy simple (cable enrollado), desarrollamos estos arrecifes de coral a modo de atavíos para el cuello. Más adelante podremos trabajar en una línea que emule fielmente los tipos de algas y corales que tenemos en el norte peruano, pero por lo pronto, con esto empezamos.

Disculparán a la modelo y los autorretraros, la verdadera no llegó a tiempo :)